Lo + nuevo

14 ideas para mostrar gratitud hacia ti mismo

La sabiduría popular dice algo muy cierto: las personas somos animales de costumbre y, por tanto, nos habituamos a prácticamente todo. ¿Te has fijado como después de cierto tiempo escuchando un sonido (como el del refrigerador por ejemplo) dejas de escucharlo? ¿O cómo después de un rato ya no sentimos el olor a nuestro perfume (pero los demás si)?

Lo interesante es que esos estímulos no dejaron de existir (tanto el ruido como el olor siguen allí), pero ya no somos capaces de percibirlos conscientemente. Una forma simple de explicarlo es decir que es como si liberáramos espacio mental para poder focalizarnos en otras cosas que llaman nuestra atención (una llamada, una clase, una reunión, la conversación con un amigo, etc.).

Esto suena muy adaptativo, pero tiene sus implicancias negativas: muchas veces nos acostumbramos a cosas que son realmente importantes y vitales en nuestra vida simplemente porque “siempre están ahí”.  Inmediatamente se nos viene a la mente cómo nos acostumbramos a tener un techo donde vivir, a los amigos que nos apoyan en momentos difíciles, al trabajo que nos permite llegar a fin de mes, etc. y sólo nos damos cuenta de ellos cuando por alguna razón los perdemos.

Si bien lo anterior es muy cierto y nos pasa a todos, hoy te quiero invitar a reflexionar sobre la importancia de practicar la gratitud aplicada ya no a las cosas externas, sino que hacia todas las maravillas que cada uno posee como persona. Te sorprenderás ver cómo influyes positivamente en tus niveles de motivación y autoestima al hacerlo.

La gratitud, es como un músculo: si la ejercitas a diario crecerá y se fortalecerá, pero si “te dejas estar”, se volverá flácido y débil.

Hoy te dejo 14 ideas para “ejercitarla” y convertirlo en una práctica habitual. Si la practicas diariamente, tus niveles de bienestar y satisfacción contigo y con la vida se dispararán. Haz la prueba!:

  1. Dejar de castigarse a si mismo por no estar donde esperabas, sino que apreciar cuánto has avanzado.
  2. Mirarse en el espejo y apreciar su belleza, agradecer por ser tal cual son.
  3. Cuando te encuentres hablando negativamente de ti mismo, para inmediatamente y piensa en todos los elogios que te da la gente, ¿por qué tu no te regalas lo mismo?
  4. Acepta los halagos en lugar de decir “Ay no, nada que ver!”
  5. Escribe diez cosas que te gustan de ti y léelas durante el día para sentirte contento contigo mismo.
  6. Programa una fecha especial contigo para regalarte un momento en que puedas disfrutar de las cosas que te entusiasman.
  7. Come lo que te gusta sin sentirte culpable si es lo que realmente quieres y te hace feliz.
  8. Haz una lista de formas en las que has hecho una diferencia en la vida de los demás.
  9. Sonríe más.
  10. Escucha a tu corazón y tu estómago (guata!) porque nunca falla.
  11. Dedícale tiempo a hacer lo que te hace feliz (aunque sea 30 minutos a la semana para leer un buen libro en el parque o escuchar a tu artista preferido en un ambiente agradable. ¡Hace una gran diferencia!).
  12. Exprésate más. El mundo necesita lo que tienes que mostrar.
  13. Pregúntate a ti mismo “¿Qué es lo que realmente quiero?” en vez de “¿Qué es lo que debo querer?” y hazlo!
  14. Escríbete una carta a ti mismo, y exprésate las gracias por ser como eres.

Comentarios

Constanza del Rosario
Acerca de Constanza del Rosario (240 artículos)
Psicóloga especialista en relaciones de pareja y sexualidad. Yogadicta. Me contactan en: constanzadelrosario@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*