Lo + nuevo

¿Estás frente a una barrera sexual o a un límite sexual?

Por: Eric Amaranth (www.thesexlifecoach.com)

Mis clientes a menudo me cuentan las barreras que observan en ellos mismos para tener el sexo que quieren. Es importante acá diferenciar entre barrera y límite.

Una barrera es el término que utilizo para describir lo que hace que dejes de realizar una acción, física o mental, que realmente deseas tener en tu vida sexual.

Las barreras pueden deberse a la falta de capacidades sexuales y / o disparadores mentales sexo-negativos. Por ejemplo, te excita hacer sexo oral a una mujer, pero no eres bueno haciéndolo, por mucho que te guste. Por el lado de los disparadores mentales, un ejemplo podría ser aquel que quiere probar el sexo anal, pero existen ciertos temores o resistencias mentales que determinan que ni siquiera lo intente.

Los límites, por el contrario, son actos sexuales que no vas a hacer y no tienes tampoco interés en probar. En lo sexual, es muy importante diferenciar entre lo que para ti es una barrera de lo que para ti es un límite, ya que si no tienes clara la diferencia puede ser muy confuso tratar de tomar decisiones sobre tu vida sexual y también confuso para tus parejas que no quieren ser acusadas de empujar a alguien hacia algo que no quiere hacer.

Ahora, ¿cómo eliminar las barreras y cómo saber cuándo un límite se convierte en una barrera? Lo primero que tienes que hacer para eliminar tus barreras sexuales es buscar información válida que te oriente sobre cómo hacer que eso que deseas hacer realmente suceda y suceda de la mejor forma posible. Lo segundo, es la práctica y permitirte no ser perfecto en el primer intento. Uno de los mayores problemas en el sexo es la creencia culturalmente adquirida de que si algo no es impresionante la primera vez que lo hacen, entonces eso no es para ellos y lo abandonan. En tercer lugar, una vez que tu mente ve el éxito y satisfacción obtenida, dejar ir la barrera mental (lo cual ocurre de manera natural para la gran mayoría).

A veces, las parejas se preocupan más de verse bien durante el sexo que de perfeccionar sus habilidades sexuales. No dejes que el pensamiento mental negativo del ego te robe aquello que sueñas. Toma un respiro, pasa a algo diferente y deja ir. Vuelve a intentarlo otra vez después de haber investigado más, practicado más o aún mejor, después de haber comenzado por pequeños pasos que te dirijan a tu meta.

Los límites en cambio, deben convertirse en un “quizás” o un “sí” bajo la exclusiva toma de decisión consciente del individuo que posee ese límite. No se permite la coacción ni la presión. Si alguien dice que quiere que sus límites sean empujados, entonces en realidad no es un límite. Es más como una barrera. Si estás con alguien y te encuentras con uno de sus límites sexuales, muéstrale amablemente que tienes experiencia en ello y que cuando esté listo, estarás allí para explorarlo juntos (pero puede que no lo esté nunca). Poco a poco y con consideración de sus tiempos y necesidades.

Lee esta columna en inglés en http://www.thesexlifecoach.com/2016/07/30/the-difference-between-barriers-and-boundaries/

Comentarios

Constanza del Rosario
Acerca de Constanza del Rosario (240 artículos)
Psicóloga especialista en relaciones de pareja y sexualidad. Yogadicta. Me contactan en: constanzadelrosario@gmail.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*